jueves, 3 de diciembre de 2009



Llegas como la brisa,
Agitando las cortinas
De mis recuerdos,
Dejando mil aromas
Por mis rincones
Del alma.
Para desaparecer luego
Por entre las ramas
Del sauce tranquilo
Donde habita mi olvido.
Pero estás, en mis sueños
En los ríos que fluyen despacio
Entre las orillas nuestras.
Mujer, no sabes cómo
Me duele tu ausencia

No hay comentarios:

Momentos.

Aparte de este momento en estoy viendo al sol irse por el mar y a la vez escuchando unos pajarillos prepararse para la noche, podría c...