A bordo.

Todo lo que usted puede leer es fruto de la imaginación , mía y de muchas personas qúé un dia me contaron.

martes, 23 de marzo de 2010

Pienso que uno no elige enamorarse, sucede nada más. Tampoco desenamorarse, eso es más lento o quizás no, puede que sea así sin más, puede que necesitemos tiempo para buscar una historia donde encajar una verdad tan simple. Te enamoras en un segundo, quedas colgado de unos ojos, de una melena, de un rumor de un corazón latiendo y eso es maravilloso. Lo curioso es que son los de alrededor quienes primero lo notan, debe ser la cara que se nos pone. Si te lo dicen, saltas con eso de “que vaaaaaaaa solo es una amiga" y terminando la frase, las ultimas letras se nos agarran a la lengua y no salen, porque en ese instante lo sabes. Luego aquello sigue adelante o se detiene. Intuyo que hoy somos lo que amamos y hemos amado, que nuestro corazón se engrandece con las personas que están y han estado en él.

1 comentario:

Rive Gauche dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo en este pensamiento tuyo, y que solo debe resaltar de una relación terminada aquello que mientras duró, nos engrandeció nuestro corazón.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...