A bordo.

Todo lo que usted puede leer es fruto de la imaginación , mía y de muchas personas qúé un dia me contaron.

viernes, 21 de mayo de 2010

El Rocío



Ermita, eremita, significa “desierto”, originalmente se aplicaba a los anacoretas, personas que se alejaban al desierto o sitio apartado donde rezar o dedicarse a la contemplación y meditación. Esta corriente tuvo muchos adeptos en Siria y Egipto, ya sea entre los cristianos o musulmanes. El pueblo llano veneraba a estos hombres santos y peregrinaban a esos lugares para llevarles alimentos, consultarles, recibir sus enseñanzas. A veces su notoriedad llegaba a lugares remotos y no es raro que una vez fallecidos se guardara en la memoria su figura. Las ermitas suelen situarse en las inmediaciones de algún pueblo y aun hoy se mantiene la costumbre de peregrinar a esos lugares.
La mayor peregrinación por estos contornos es la de la Virgen del Rocío, ocurre en pentecostés, 50 días después de la resurrección de Jesús. La imagen de la Virgen y la primera Ermita datan de 1270-1275. Creencias aparte el lugar donde se asienta tiene su propia magia, unos dicen que son corrientes telúricas, magnéticas y los más lo llaman Fé. Los pobladores más cercanos fundaron una hermandad de fieles y peregrinaban a la ermita en estas fechas. Después fueron los pueblos más cercanos y así hasta tener hermandades en Australia, América y por supuesto Europa. Hay pues dos caminos en España; el de Santiago y el del Rocío.
Los peregrinos se atavían con ropas que hoy se llaman tradicionales, en su tiempo eran ropas de trabajadores agrícolas, para desplazarse se usan aun carretas tiradas por bueyes o mulas, se monta a caballo y se realizan jornadas andando de 20-30 km. Al frente de cada comitiva va una carreta que trasporta un “Simpecado” insignia de paño bordado o pintado que cuelga de un asta horizontal, no es por tanto una bandera que pendería verticalmente. Este Simpecado dentro de una carreta llevada por animales y adornada con flores se presenta el sábado a las puertas de la Ermita en la aldea del Rocío, todas van pasando por riguroso orden de antigüedad, la primera es la de Villamanrique año 1338 y así hasta la más nueva. Los actos se siguen sin descansos; rosarios, misas, visitas al interior para dar gracias o peticiones y en las primeras horas del lunes la imagen sale llevadas por los fieles del pueblo de Almonte en procesión. Una vez terminada todos vuelven a casa.

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...