A bordo.

Todo lo que usted puede leer es fruto de la imaginación , mía y de muchas personas qúé un dia me contaron.

jueves, 31 de marzo de 2011

personajes en busca de autor...



Hubo un tiempo pasado en que los hombres nos enseñaban a ser como leones, celosos de su territorio, orgullosos de lo larga que teníamos…….la melena, de lo poderoso de nuestro rugido ante otros machos. Por citar un ejemplo nuestro ídolo podría ser Mad Men o Richard Gere en “Oficial y caballero”, un señor de éxito, de rompe y rasga, que cinta métrica en ristre se pavonea de su automóvil, de su casa, de su señora……………..un buen día ves a Kate Winslet en Revolutionary road y comprendes en toda su magnitud, que nos ha pasado por encima de la cabeza un tsunami…..histórico. Aquel guapote que conquista a Julia Roberts, la convierte en princesa por unos días, para a continuación dejarla en cenicienta de su casa a tiempo completo, mientras el da rienda suelta a su perímetro abdominal rugiendo en el pub ante un Liverpool-Chelsea. Aquel guapote ha quedado en la historia y solo pervive, remasterizado en algunos países en vías de modernización. Como en la obra de Pirandello somos personajes en busca de autor, así ves como en un “sálvese quien pueda” a unos en el gimnasio machacándose en busca de la juventud, a otros camuflados de gris, rapada la cabeza y hablando de cremas faciales, los mas con la boquita cerrada y observando…………..el que suscribe colgó en el desván su modelito de Mad Men, descubriendo que el pluriempleo, es una tarjeta de fidelización con derecho a un infarto, que los autos grandes son absurdos, que lo de la melena era un chorrada así como todos los usos de las cintas métricas (las regalan en IKEA). Que existe la mitad de un día, cada día para muchísimas cosas. Que lo mismo que cuando fuiste a Londres, Paris, Roma o Barcelona, aquí te compras una guía de tu ciudad, descubres teatros, conciertos, exposiciones, terrazas………gente, invierno, primavera. Un buen día caes en la cuenta, que uno de las utilidades mas a mano de los hombres, es nuestra facilidad genética para ser un buen GPS. Nos la peripintamos ante un mapa, lo mismo que ante una situación caótica. Por eso nuestras compañeras, que ahora están recién llegadas a la serie esa tan de moda (Mad Men), recurren a nosotros cuando se pierden en esos entresijos, cuando se ven atrapadas como estuvimos nosotros. Lo mismo que ellas se libraron de esa maldición de cenicienta todo gratis, nosotros nos hemos liberado de ser león de la Metro. Solo personas, un buen personaje para un mejor autor.

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...