A bordo.

Todo lo que usted puede leer es fruto de la imaginación , mía y de muchas personas qúé un dia me contaron.

viernes, 23 de septiembre de 2011

Flores para una dama.


Ni la rosa sabe su color ni aroma, ni el violín es dueño de sus notas, ni un abanico es cómplice de sus mensajes. Te quiero cuando te envío rosas, cuando juntos oímos las canciones que nos enamora, cuando la luz y el aire nos envuelve con el cariño de la vida. Traigo en mis manos rosas y me arropo en tus ojos, en ese celaje de tus pestañas, me dejo llevar por el bamboleo de tus palabras y desde la distancia que me permite el desmayo, te voy pasito a paso amando.

1 comentario:

Rive Gauche dijo...

Que pensamiento mas bonito ha tenido con estas palabras tan profundas. Hay gente con suerte porque son suyas.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...