A bordo.

Todo lo que usted puede leer es fruto de la imaginación , mía y de muchas personas qúé un dia me contaron.

viernes, 18 de enero de 2013

En el dintel de la mirada.



Tendemos a instalarnos cómodamente en la nostalgia o la melancolía, un “dolce far niente” sentimental de gran predicamento para novelas románticas. Ambos sentimientos tienen su lugar y hora en todas las vidas, pero se acaban. Las autenticas tormentas del alma son los fracasos, los abandonos, el desamor que estalla como un trueno en medio del mar.

Entre la felicidad que solo son momentos puntuales, que hay que saber verla, porque esa es otra y los fracasos, vivimos en una queja rutinaria, sintiendo esa nostalgia de un paraíso medio inventado, cuando no imposible. La vida es vivir solo eso, tener raíces, cumplir ritos, no desperdiciar besos y menos que se te queden rancios, hacer el amor, decir te quiero incluso cuando están dormidos………..¿te han acariciado o te han dicho te quiero cuando te hacías el dormido?....jejejeje no hay cosas que siente mejor…….esperas quince minutos, te acercas a su oído y dices…yo también. Eso es el paraíso y no las películas de la televisión.

Por ello, cuando te ha pillado una tormenta de las buenas en el mar de la vida, cuando llegas a puerto tiritando, cuando ni sabes porque no estas muerto, que ganas no te faltaron. Entonces, encuentras fuerzas que ni conocías dentro tuya, tu caja de lápices de colores se agranda en mil tonalidades, el metro de medir lo ajeno se vuelve flexible y a veces ni tiene fin. Observas en tu espejo a un tipo horrible cada mañana y sin embargo le sientes a gusto y con una sonrisa dices….. bueno tío otro día, a ver como salimos de esta.

Me encantan en verano las novelas románticas, con puestas de sol, veleros en el agua un gintonic sin muchos aditivos y quedarme en ese dintel de la mirada, entre dentro y afuera, entre dos aguas. Vivir



6 comentarios:

cristal sosa dijo...

Gracias por este escrito, me gusto mucho...y por todos los demas.

mientrasleo dijo...

Lo cierto es que la vida son momentos. Algunos de tormenta, no diré que no, pero qué bonito es ese sol que se cuela entre las nubes
Besos

Capitán Smith dijo...

Llevas razón Mientras y cómo se disfruta de esa luz. Besos

Rive Gauche dijo...

Estos pensamientos suyos me han gustado mucho porque la vida es así. Pero me quedo con esto:

..¿te han acariciado o te han dicho te quiero cuando te hacías el dormido?....jejejeje no hay cosas que siente mejor…….esperas quince minutos, te acercas a su oído y dices…yo también. Eso es el paraíso y no las películas de la televisión

Esto sí que es el paraíso Capitán. Felicidades.

hana dijo...

Yo no soy tan romántica pero ahí estoy a tu lado, en el dintel de la ventana, viendo pasar el tiempo.

saludos

Capitán Smith dijo...

Gracias Rive y Hana.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...