viernes, 18 de octubre de 2013

Fin de semana.


Tiempo inestable hasta el domingo, en un rato saldré de trabajar y rumbo al mar. Pertrechado con varios libros de papel, paragüas, chubasquero para todo tipo de tormenta. Me propongo un retiro de silencio, que no es silencio general, sino del murmullo cotidiano. Voy con el Emperador Trajano, una novela de asesinato islandés y un manojo de publicaciones profesionales, que me he comprometido a revisar. 
A esta compañía  le añadiré, algunas charlas con Curro un camarero filósofo,  con Rosa experta en mareas saladas y trasiegos  humanos. Joaquim que lleva el top ten de los gintonics y Rafa que sabe exactamente por mi ceño matutino, si quiero el café corto, largo o superlargo de cafeína.
Se prepara un buen finde.





1 comentario:

Rive Gauche dijo...

Tiene buena pinta su fin de semana. Disfrutelo. Un abrazo grande

El rumor del mar.

Hasta que un profesor plasta explicó,  que cuando colocas una caracola en tu oído lo que oyes no es el mar sino el sonido de tu rieg...