A bordo.

Todo lo que usted puede leer es fruto de la imaginación , mía y de muchas personas qúé un dia me contaron.

lunes, 7 de abril de 2014

La mala suerte.



Una de las grandes excusas españolas cuando fracasamos, es pensar en la mala suerte, en que todos se han puesto en nuestra contra, que son unos anticuados los de fuera, porque no aprecian nuestro arte e ingenio. Eso de sentarse y pensar en que algo habremos hecho mal no va con nosotros. Pero, es que a la próxima vez, hacemos exactamente lo mismo, erre que erre. “Es que yo soy así, no lo puedo remediar, que cambien ellos”. Que nos dan una nueva oportunidad, pues decimos “lo intentaré” y nada otra de lo mismo, porque jamas vamos a pensar que nos estamos equivocando.

Conforme uno se acerca a la meta (cumpliendo años), las malas suertes dejan de ser una explicación válida. Son las malas elecciones, las incoherencias, el poco esfuerzo, el autoengaño y hacer trampas o saltarse las normas cuando creemos que no nos ven. Da igual que nos refiramos al trabajo, al deporte, al amor o la vida en general. Dijo un premio Nóbel de la literatura, que el éxito era un 1% de inspiración y un 99% de trabajo. Ya se sabe que el trabajo y el esfuerzo no tienen ningún glamour. 


2 comentarios:

Isabel P. dijo...

Bien dicho¡¿esfuerzo?,¿trabajo?...unnnnn ¿eso que es lo que es?(como se dice por aquí)...yo a todo el que me viene con eso de la suerte y del no poder cambiar siempre le digo lo mismo:"CAMBIA TU". Un saludo.
PD.La foto ¡¡genial¡¡

Rive Gauche dijo...

Totalmente de acuerdo con Isabel. Es cuestion de actitud con "C", mirar la vida.... Y como siempre digo.... Ante la adversidad.... Hay que crecerse y tener coraje!!!!!. Un abrazo!!!!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...