lunes, 14 de abril de 2014

No hay lugar para las sombras entre el río y tus besos.

















Un segundo perdiéndose en una flor,
 tu recuerdo perfumando sus pétalos.
El río se cubre de espejos.
Las palabras son la espuma
y tus besos el puerto.
Quizás sea el agua la que borre mis versos,
 pero entre las piedras quedará el fuego.
Canta el río su canción de entrega,
nuestros cuerpos no aceptan la ausencia.
 Nos miramos en el reflejo y nos sentimos perfectos
Como perfecto es el amanecer, el deseo
y la danza de los nenúfares entre tu pelo.
 No hay lugar para las sombras entre el río y tus besos.

Alicia María Abatilli

2 comentarios:

escuchando palabras dijo...

wow!!!me encanto este poema tan romantico para comenzar la semana!!!

Capitán Smith dijo...


Los lunes necesitan de una ayudita en forma de poema de amor. Besos

Momentos.

Aparte de este momento en estoy viendo al sol irse por el mar y a la vez escuchando unos pajarillos prepararse para la noche, podría c...