A bordo.

Todo lo que usted puede leer es fruto de la imaginación , mía y de muchas personas qúé un dia me contaron.

jueves, 17 de abril de 2014

Al tercer día.

“Los dioses no estaban ya, y Cristo no estaba todavía, y de Cicerón a Marco Aurelio hubo un momento único en que el hombre estuvo solo”. 
Flaubert.

Estaremos solos tres días. Para quien solo fue un hombre, Jesús es un personaje histórico que cambio el mundo,para los que creen en su otra dimensión Jesús cambiara su vida.Curioso que en determinados países exista una ritualidad abigarrada de su pasión y muerte,mientras que en otros también cristianos estos días sean un "transito" al mas importante,la resurrección.
En mayor o menos medida todos atravesamos en nuestra vida por episodios  similares; las  alabanzas,la traición,ese beso que rubrica una venta, la burla de los demás,la negación y abandono, el quedar desnudo.Estos tres días  vienen a enmudecerlo todo. De pequeño se cubrían los espejos,no sonaba música alguna en la radio, se guardaban las fotos o se les daba la vuelta a la pared. 
Todo ello finalizará el domingo si sabemos trascender del pasado.Volver a vivir y para eso se deben enterrar a los muertos, todo lo que ha supuesto  esa pequeñita pasión y muerte en nosotros. Volver a vivir,volver a creer, transitar por nuevas veredas junto a nuevas personas, quizás acompañado de ese grupito de  las tres Marías y aquel adolescente llamado Juan.  Cuatro solamente para un figura de su importancia. Pero es a partir de ahí es cuando sucede lo importante....el comienzo de otra historia, de la nuestra. Cada año este domingo la vida nos invita a caminar. 

4 comentarios:

Mara dijo...

Nunca lo había visto así.

Gracias por compartir tu visión. Me viene bien.

Que tengas una buena preparación para esa nueva vida.

Capitán Smith dijo...


Me vino asistiendo a un Oficio de Tinieblas rescatado del olvido. Magnificas lecturas alternaban con una coral de canto gregoriano y música barroca. El armazón de la lectura es esto mismo,tres días de reflexión. Con el último día iniciar un nuevo camino o redundar en el mismo si hemos alcanzado nuestras metas. Estar en paz con todos. Besos y saludos Mara

Mara dijo...

No conocia la existencia de ese oficio.

Que rito tan bellisimo me parece que puede ser ir apagando los catorce cirios del tenebrario, esconder el ultimo y volverlo a hacer aparecer para simbolizar la resurreccion.

Tenebrario. Que palabra tan extraña y magnetica. Las velas siempre han tenido para mi un atractivo especial.

Gracias de nuevo.

Capitán Smith dijo...


La ritualidad y el simbolismo es común a todas las religiones. De hecho muchos son comunes. Gracias Mara veo que eres una experta.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...