A bordo.

Todo lo que usted puede leer es fruto de la imaginación , mía y de muchas personas qúé un dia me contaron.

domingo, 25 de enero de 2015

Marchando una de besos.


La distancia entre dos seres para que se produzca el milagro de un beso no es física, no se mide ni siquiera en milímetros, es mas se dan besos que lo único que significan es un restregoteo de labios. Si no aacuérdense de aquello besos en los labios que se daban los jerarcas sovietices en pleno comunismo. Creo que mas que un occidental evitaba ir para no verse en el apuro, si acaso mandaban a algún pesado con halitosis. 

Cuando el beso se comienza a fraguar en los ojos de dos personas, se da cuenta hasta el aparcacoches que esta fuera, hay hasta descargas eléctricas y aunque todos nos hagamos el sueco, nos entra una piquiña en todo el cuerpo esperando el desenlace. Hasta parece que nos han besado a nosotros, de lo bonito que resulta un buen beso.

Pero cuando no se quiere dar es curioso la de estrategias que se usan, desde esa mano abierta en el pecho para poner espacio, hasta mirar al lado, sacar la lista del supermercado, mirar el reloj, cambiar de tema por ejemplo suele  dar buen resultado y sobretodo  de una enfermedad.

Digo todo esto por lo que se echa de menos que te besen, te intenten besar o incluso que te lo roben, que cosa mas juvenil y bonito eso de robar un beso. Pero que triste cuando los labios de la  persona que quieres se secan para ti. 

No hay mejor termómetro para medir la salud de un amor que preguntar mirando el reloj, cuantas horas del  último beso?, si no es el  reloj y en cambio es el calendario, pues aclare si ella o él esta de viaje, en cama, dentro de un submarino, secuestrado por los islamistas, escalando un 8000.....en fin cosas grandes e irrefutables. Si no es así le doy el pésame,  ese amor no esta muerto, es que esta descompuesto y mal enterrado. Con lo poco que cuesta un beso de mentira que de esos ufffffffffff no le  cuento.

El invierno está  haciendo sus maletas por este Sur, ya mismo  metemos los abrigos en el armario. La vida erre que erre llamará a nuestras puertas y merecerá la  pena vivirla sin ninguna duda. 

Me quedo como siempre con lo autentico, que son los impulsos humanos, aquello del deseo, la pasión, el enamoramiento de toda la vida, esas cosas que prescinden de las palabras, que las hacen ser inútiles, cuando ese ocurre no hay distancias que impidan besar a quien amas.

Incluso diria una cosa, mejor afirmaría que es mas rotundo.El tiempo hace olvidar muchas cosas, pero hay besos en la historia de cada cual que podemos recordar con hora , fecha y lugar. Si te dijeron te quiero o no da igual, la mejor declaración de amor se oyen acunado entre unos brazos y boca a boca.

Hay que  resucitar.

Marchando una de besos.




2 comentarios:

Rive Gauche dijo...

Marchando una o dos o tres millones de besos... que sientan muy bien, rejuvecen y cuando se da con mucho amor, te trasladan al paraíso. ..

Capitán Smith. dijo...


Si se pudiesen pedir así como a un camarero. Besos Rive

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...